¿Cuánto cuesta un detective?

¿Cuánto cuesta un detective privado?

¿Es más importante el precio de la investigación o su valor?
¿Cuánto cuesta un detective?

       ¿Cuánto cuesta un detective?

    La pregunta inicial en cualquier conversación entre un detective y un potencial cliente. Siempre. Es más, es la pregunta clave que suele dar inicio a una conversación entre el cliente primerizo y el profesional, ya sea un abogado, gestor, o médico. Pero no. No espere el lector que demos una cifra concreta en este blog. No nos atreveremos a decir que contratar a un detective privado cuesta 300€ o 30000€.

       La respuesta es sencilla: por que ninguna investigación es igual. Quizás sí existan unos márgenes más o menos habituales en los que se mueven la tarifas de los detectives privados, pero siempre es necesario tener un conocimiento más o menos claro de lo que se pretende conocer, de lo que se puede hacer y de cómo se va a hacer, para poder planificar todo dentro de la legalidad y para optimizar los recursos que se disponen.  Por eso la primera consulta en nuestro despacho es siempre gratuita: porque es necesaria

¿Son caros los servicios de un detective privado?

¿Es más importante el precio de la investigación o su valor?
¿Cuánto cuesta un detective?

       Existe la creencia de que los servicios de los detectives son caros, si bien esta es una afirmación que hay que relativizar. Se trata de servicios profesionales altamente cualificados y reglamentados, y habitualmente son necesarias muchas horas para lograr el objetivo. Por este motivo, y para evitar que el coste final se dispare, es por lo que suele trabajarse con presupuestos cerrados, y nuevamente, la entrevista inicial se antoja como imprescindible.

      Y no podemos acabar sin subrayar el punto más importante: el objetivo de la investigación. Esta podrá ser más económica o más cara dependiendo de sus circunstancias y desarrollo, pero en lo que coinciden todos los clientes que pasan por nuestro despacho es en señalar que “ha sido el dinero mejor invertido de mi vida”. Bien por que hemos evidenciado una infidelidad, por que hemos aportado la solución a un problema judicial o por que hemos descubierto un problema relacionado con sus hijos. Cuando un potencial cliente entra en un despacho de detectives privados habitualmente no ha encontrado otra solución. Y cuando sale con esta bajo el brazo, lo último que volverá a pensar al recordarnos es “¿Cuánto cuesta un detective?”

 

You must be logged in to post a comment.